¿Tu gato bebe de tu vaso? Descubre por qué lo hace

¿Convives con un gato al que le gusta beber de tu vaso? Estoy seguro de que te gustaría que dejase de hacerlo. Por mucho que quieras a tu felino nunca es agradable que beba de tu misma bebida.

En este post te quiero mostrar por qué lo hace y cuáles son las alternativas que tienes para que deje de hacerlo. Es aconsejable que te tomes en serio este comportamiento, ya que si se lo hace a una de tus visitas no le hará mucha gracia…

¡Vamos con el post!

¿Por qué lo hace?

Los bigotes de los gatos tienen una función muy importante: que tu gato sepa si puede entrar o no por algún hueco. La longitud de los bigotes no es aleatoria. Miden exactamente el ancho del cuerpo del gato, y los utilizan como referencia para evitar quedarse atrapados en cualquier sitio.

Bueno, pues cuando se trata de beber de tu vaso, esto se les olvida. Les pueden más las ganas de beber tu agua que el miedo de quedarse atrapado. Van a meter la cabeza dentro de tu vaso para alcanzar el agua que hay, y estas son las razones que les llevan a hacerlo.

– Simple curiosidad

¿Tu vaso tiene agua? ¿Café? ¿O un refresco? Tu gato querrá saberlo. Meterá la cabeza para oler el líquido y si le gusta lo que huele lo probará. Es algo natural. Los felinos también sienten curiosidad, y más si se trata de algo tuyo.

Serán capaces de olerlo y cuando tengan la oportunidad aprovecharán para investigar el contenido del vaso. Lo harán con los vasos que coloques sobre la mesa, pero también los que dejes sobre la encimera de la cocina, dentro del fregadero e incluso con el vaso que dejes en tu mesilla de noche.

– Tiene sed

En ocasiones cometemos el error de pensar que porque tu gato tiene agua en su cuenco va a ser suficiente. Pero siento decirte que no. Puede ocurrir que ese agua no esté en las condiciones óptimas para tu felino y decida que no quiere beber de ella y prefiere la que tienes en tu vaso.

Esto puede suceder por muchas razones: el agua está sucia, el cuenco es de plástico, has colocado el agua en un mal lugar… Todo esto le puede llevar a no beber de su agua e intentar beber de la tuya porque simplemente tiene sed.

Si crees que este es tu caso puedes leer nuestro post en el que te comentamos todas las soluciones para los gatos que beben poca agua.

Gato obsesionado con el agua

Soluciones

Podrás intentar regañar a tu gato cada vez que le veas metiendo la cabeza en tu vaso, pero esta técnica por sí sola probablemente no sea la más efectiva.

Tendrás que acompañarla con alguna solución. Te voy a dar cuatro ideas, y podrás aplicar una o varias de ellas. Toma nota.

– Tapa tus vasos

Intenta dificultar el acceso al interior de los vasos. Puedes colocar un posavasos encima cuando no estés bebiendo, así impedirás que meta la cabeza. Otra opción es utilizar botellas o tarros con tapa. Podrás destaparlos cuando vayas a beber y volver a taparlos cuando acabes.

Si mantienes esta técnica durante una temporada puede que a tu gato se le quite la manía. Con esto lo que consigues es no tener que regañarle cada vez que lo hace, simplemente se lo impedirás y ya dejará de intentarlo él solo.

– ¿A tu gato le gusta divertirse?

Si tu gato simplemente quiere beber agua puedes saltarte este consejo, pero si por el contrario tu felino disfruta volcando el vaso de agua es que tienes un gato al que le va la marcha.

En estos casos lo mejor es prepararle un lugar en la casa en el que pueda dar rienda suelta a sus momentos de juego. Déjale su cuenco con un poco de agua, de modo que pueda meter la cabeza para investigar y mover el agua con la pata.

Si tiene un lugar dedicado a sus ratos de juego con el agua y no le dejas vasos disponibles por la casa centrará su atención en esta zona. Procura colocar una alfombra de silicona para que el agua no acabe en contacto con el suelo.

Así librarás a tus vasos de acabar estampados en el suelo.

– Coloca una fuente para gatos

¿Beber agua de tu vaso es interesante? Colócale un lugar más interesante del que beber. Para esto lo mejor son las fuentes para gatos, ya que ofrecen un flujo de agua constante que llamará la atención de tu felino.

Aquí lo que debes buscar es colocar la fuente en el mejor sitio. A veces caemos en el error de poner la fuente en el lugar que a nosotros nos viene bien, pero en lugar de eso tienes que pararte a pensar dónde le gustará a tu gato que se encuentre la fuente.

Intenta que sea en un lugar tranquilo y alejado de su arenero o de una zona de paso. ¿Sigue sin hacerle caso a la fuente durante las comidas? Prueba a colocarla cerca de la mesa.

Con esto intentarás que se le quite la tentación de beber de tu vaso y lo haga directamente de la fuente. Cuando se acostumbre ya podrás ir moviendo esta fuente a un lugar más apartado.

– Compra un vaso para tu gato

Sí, has leído bien. Otra solución es comprar un vaso para que lo use exclusivamente tu gato. Y no, no serás el primero ni el último en hacerlo. Lo cierto es que mucha gente ya ha recurrido a esta solución (aquí tienes un ejemplo).

Es una de las soluciones más sencillas. ¿Quiere beber de un vaso? Que lo haga. Pero del suyo.

Busca uno que sea ancho y difícil de volcar. Si acepta uno de plástico será lo mejor, pues no se romperá si se cae de la mesa, pero si solo quiere uno de cristal intenta que sea estable y pueda meter bien la cabeza.

Podrás ponerlo donde veas que le gusta colocarse. La encimera de la cocina, la mesita de noche o en la misma mesa del salón. Prueba dónde le gusta más y ponle su propio vaso.

Tu gato es uno más de tu familia, ¿por qué no comprarle su propio vaso?

Por qué mete la cabeza en tu vaso

Ahora que ya hemos repasado las razones por las que tu gato bebe de tu vaso y las soluciones que puedes aplicar ponte manos a la obra.

Tardarás un tiempo en acostumbrar a tu gato, pero cuando lo consigas la convivencia será mucho más cómoda.

Comparte este post
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies